Yuki

Os presentamos otro bomboncito blanco.
Su vida transcurría en una jaula llena de excrementos hasta que se cruzó en el camino de la persona que lo rescató, y no le pudo dar la espalda. Nos llamó y activamos medios para acogerlo, y así dar un cambio de 180° en su vida.
Yuki es extremadamente bueno, vivaracho, con ganas de jugar y súper sociable con perros.Le encanta pegarse buenas siestas y ser colmado a besos. Está aquí para ser un hurón de lo más consentido….se lo merece todo, ¿quieres formar parte de ese consentimiento huronil?

Deja una respuesta