El pasado noviembre tuvo lugar un acontecimiento importante en el mundo animal, concretamente en el “mundo de los hurones”, y es que se consiguió la primera condena de prisión por maltrato continuado a hurones; siendo también la primera condena conseguida por maltrato continuado a animales en España, que hasta ahora solo se había aplicado a seres humanos.

En 2015 llegaron a nuestras manos unas fotos, tomadas en el domicilio de una persona, que tenía una gran cantidad de hurones en estado de desnutrición extrema y condiciones higiénicas deplorables, esta persona además se dedicaba a la cría y venta ilegal de hurones, nada más tener conocimiento de los hechos nos pusimos manos a la obra, no ha sido un proceso fácil, se han tenido que recopilar datos, preparar un expediente en condiciones, presentar escritos de apelación, luchar contra autos sin sentido… aparte de todo esto hemos tenido que sufrir con los peques que fueron rescatados pero partieron al árbol de la vida, ya que a pesar de que cuando salieron de allí se les dieron todas las atenciones necesarias, no aguantaron el trato que en esa casa se les dispensaba; y también tuvimos que atender (y seguimos atendiendo) a los que les han quedado secuelas crónicas debido a las condiciones de caquexia y poca salubridad en las que tuvieron que vivir. Pero tras dos años de lucha por fin hemos visto la luz, y por fin se ha hecho justicia, esta persona ha sido condenada por maltrato continuado y esperamos y deseamos que todo el mundo lo tenga en cuenta a la hora de volver a darle o venderle algún animal.

Debido a la importancia de la condena, los medios de comunicación se hicieron eco, quedando reflejado en sus noticieros de la siguiente forma:

page

Deja una respuesta